-20% Dióxido de Titanio

Dióxido de Titanio

Mineral natural usado como filtro solar natural (no micronizado en nanopartículas) o como pigmento inorgánico blanco para productos de maquillaje y pastas de dientes.

Más detalles

3,36 €

-20%

4,20 €

  • Propiedades cosméticas principales:

    ● Factor solar mineral que refleja una parte de los rayos ultravioletas.
    ● Pigmento inorgánico usado como colorante para blanquear los productos cosméticos como el maquillaje. 

    Principales aplicaciones cosméticas:

    ● Productos solares faciales y corporales para toda la familia.
    ● Bálsamo labial protector UV.
    ● Crema de maquillaje para aclarar el tono de la piel.
    ● Sombras de ojos.
    ● Maquillaje festivo para pintarse la cara o el cuerpo.
    ● Jabones de glicerina opacos de color blanco. 

    Solubilidad:

    Insoluble en agua y dispersable en aceite. 

    Dosis de uso recomendada:

    En productos de maquillaje: 1-60%
    En cremas y lociones: 0,5-20%

    Factor de protección:

    Es difícil prever el factor de protección solar que podemos obtener cuando elaboramos nuestros propios productos ya que, no solo interviene la dosis utilizada sino también el modo de fabricación, en el cual la agitación es un elemento clave. Para conocer el SPF tendríamos que hacer pruebas in vitro o in vivo.
    Con toda reserva, pensamos que el uso de un 10% de dióxido de titanio nos permite obtener un factor de protección 20.
     
    Para una protección solar más eficaz, se recomienda realizar cremas ricas en aceites vegetales para un efecto más filmógeno y limitar el uso de aceites secos como el coco-silicone.
     
    Para una protección solar más alta y mejorar el efecto reflectante de los UVAs, se puede añadir el óxido de zinc, otro filtro solar físico muy usado en productos solares.
     
    Unos ingredientes naturales pueden mejorar la eficacia de una crema solar como es el caso de la manteca de karité. El oleomacerado de zanahoria, rico en vitamina A, ayuda nuestra piel a broncear sin quemarnos.

    Modo de empleo:

    Una fase grasa es necesaria para elaborar cualquier producto y poder dispersar el dióxido de titanio.
    Añadir el dióxido de titanio al final del proceso, dispersándolo previamente con una pequeña cantidad de agua o aceite.
    Se puede también introducirlo en la fase acuosa antes de realizar una emulsión. 

    Nota: Estas propiedades y aplicaciones fueron sacadas de obras de referencia en cosmética y aromaterapia, así como de la información del proveedor. Esta información tiene un carácter meramente informativo, y no se puede considerar como una información médica, ni comprometer nuestra responsabilidad legal.

  • Calidad Mineral natural de tamaño de 405nm no clasificado en la categoría de nanopartículas (se considera nanopartículas por valores inferiores a 100nm).
    Nombre INCI Titanium dioxyde o CI 77891
    Características Organolépticas - Aspecto: polvo fino. - Color: blanco opaco. - Olor: inodoro.
    Almacenamiento Conservar en un lugar seco y oscuro.
    Precauciones Para un uso personal, el dióxido de titanio, siendo no ultra-nano-partículas, no requiere una precaución especial. Pero a la hora de manipular grandes cantidades, una mascarilla para polvos sería imprescindible.
    Modo de actuación El dióxido de titanio es un filtro físico que crea una capa protectora y reflectora en la superficie de la piel. La luz se refleja sobre la capa blanca formada por este mineral y el rayo UV rebota, como si fuera un espejo.

1 productos más en la misma categoría: